Fundación Juan March

Premio Arte y Mecenazgo 2013 en la categoría Coleccionista

La colección de arte español contemporáneo de la Fundación Juan March, -institución familiar, patrimonial y operativa  creada en 1955 por el financiero español Juan March Ordinas-,  ha sido reconocida unánimemente por  el  valor artístico de la colección y su contribución a la difusión del arte español.

Más de 1.600 obras de artistas españoles, entre ellas 527 pinturas y esculturas y el resto grabados y dibujos, componen actualmente la Colección de arte español contemporáneo que la Fundación Juan March empezó a formar a principios de los años setenta.

Además del esfuerzo por la recuperación y conservación de obras del patrimonio artístico español –en 1987 compraron casi un centenar de obras que se conservaban en Nueva York  en la colección de arte español contemporáneo del norteamericano Amos Cahan -, el jurado ha destacado  su permanente colaboración con instituciones públicas o privadas para su pública exposición. Desde sus inicios, estos fondos se han difundido a través de exposiciones itinerantes por numerosas ciudades españolas además de prestar en varias ocasiones obras de esta colección para muestras organizadas por otras entidades, tanto en España como en el extranjero.

Sus fondos se exhiben en el Museo de Arte Abstracto Español de Cuenca, donde muestra una exposición permanente de 127 pinturas y esculturas de artistas españoles de la generación abstracta de los años 50 y 60 (Millares, Tàpies, Sempere, Torner, Rueda, Zóbel, Saura, entre una treintena de nombres), además de otros autores de los 80 y 90, así como en el Museu Fundación Juan March de Palma,  que ofrece una colección permanente de obras de arte español del siglo XX, de los autores más significativos de las primeras vanguardias (Joan Miró, Juna Gris o Salvador Dalí), de los movimientos innovadores de mediados de siglo y de las generaciones más recientes.

La donación recibida en 1980 por parte de Fernando Zóbel de las obras que integraban el Museo de Arte Abstracto Español de Cuenca, además de la extraordinaria calidad de sus obras contenía un alto valor simbólico. Eran 200 obras (entre pinturas, esculturas, dibujos y obras gráficas) de 17 artistas españoles, principalmente de la generación abstracta de los años cincuenta. Como señaló Zóbel en el acto de donación “la Fundación contaba con la libertad de criterio, la organización y la fuerza para ampliar, enriquecer y proyectar hacia un futuro el desarrollo vital del museo. A la vez pensábamos que las colecciones del museo servirían para fortalecer y enriquecer las actividades artísticas de la Fundación”. Y añadía: “Creo que es importante y atractivo que el Museo continúe siendo privado, con responsabilidad hacia el público, y que siga teniendo un sentido experimental”.

En su responsabilidad como propietarios de la Colección, la Fundación Juan March la completa y la estudia abordando diferentes modos de interpretar una colección permanente manteniendo firme ese sentido de “colección particular”, de mecenas, sin ánimo representativo.

En el transcurso de los muchos años a disposición de la sociedad, les caracteriza una voluntad constante por contribuir a la difusión del arte generado en España esforzándose por reinterpretar la colección, modulando, dándole vueltas, profundizando en el conocimiento de las obras y los artistas.  Por ello dedican, entre otras iniciativas, un proyecto expositivo anual a artistas de la colección así como la serie “Obras de una colección” que ofrece ensayos a cargo de profesores y críticos de arte procedentes de diversas ciudades españolas sobre obras que integran la colección de arte español contemporáneo. La intención es atraer al público que no conozca las obras mediante artículos que ayudan a comprender su sentido, apoyándose en el análisis de las formas, los materiales y los criterios de composición y del contexto, contribuyendo así a fomentar una nueva historiografía del arte español superando esquemas tradicionales.

Entrevista a Manuel Fontán del Junco, de la Fundación Juan March

El Premio

Escultura de Miquel Barceló creada para la Fundación Arte y Mecenazgo.

Biografía

La Colección Fundación Juan March, que cuenta en la actualidad con unas 1.900 obras entre pinturas, esculturas, dibujos, obra gráfica, fotografía, libros de artista y cuadernos de dibujo de artistas españoles contemporáneos (además de sus fondos de obra gráfica de Goya y Picasso) ha estado siempre estrechamente vinculada a la actividad de mecenazgo de la institución, hasta el punto de que no podría entenderse sin ella y sin la intención de difusión pública de la cultura que animó a crear la Fundación Juan March en 1955.

La actividad en el campo del arte de la Fundación Juan March se concretó primero en programas de becas y, más tarde, en un programa de exposiciones temporales desarrollado con continuidad desde 1973 en la sede de Madrid. Y en la titularidad y gestión de dos museos que albergan con continuidad las obras más relevantes de la colección: el Museo de Arte Abstracto Español, en Cuenca, y el Museu Fundación Juan March, en Palma.

Ha sido desde sus inicios una colección en la que la vocación de ser expuesta al público en los lugares adecuados ha pesado sobre lo que podría haber estado motivado por la pura voluntad de reunir arte contemporáneo de excelencia

Toda esa actividad, que ha marcado el modo específico de coleccionar de la institución, ha dado como resultado una colección de colecciones singular, configurada y articulada a través de la donación o adquisición, por la institución o la familia March, de otras colecciones y, también, por la adquisición de obras que la iban completando y abriendo a las generaciones artísticas más jóvenes. Pero ha sido desde sus inicios una colección en la que la vocación de ser expuesta al público en los lugares adecuados ha pesado sobre lo que podría haber estado motivado por la pura voluntad de reunir arte contemporáneo de excelencia –incluso si esta voluntad ha estado, como es el caso, en la base de las decisiones que han ido configurando la colección.

Hoy, la Fundación Juan March combina la conservación y cuidado de las obras de su colección con la reflexión y la investigación sobre sus fondos, la dinamización de sus presentaciones, la concepción y organización de exposiciones dedicadas a los artistas de su colección (y a sus antecesores y contemporáneos del ámbito internacional), y los proyectos educativos diseñados en los museos alrededor de las obras de la colección y sus lecturas.

FAyMFundación Juan March